Dictan estado de excepción en Ecuador por repunte de COVID-19

El presidente de Ecuador, Lenín Moreno, decretó este miércoles 21 de abril, el estado de excepción, que incluye un toque de queda y la suspensión de derechos fundamentales, ante la «acelerada velocidad de contagio» del COVID-19.
Anunciado por Moreno en Twitter, el decreto afecta a 16 de las 24 provincias del país y obedece al impacto del COVID-19 «en niños, niñas y adolescentes» que han requerido atención médica de cuidados intensivos, así como la presencia de nuevas variantes del virus», hechos que constituyen «una calamidad pública».
La medida implica la suspensión de los derechos a la libertad de tránsito, asociación y reunión así como de inviolabilidad de domicilio «para evitar reuniones y aglomeraciones que provocan un contagio acelerado».
La Policía y las Fuerzas Armadas vigilarán el cumplimiento de las restricciones, según el documento.
Asimismo, incluye un toque de queda nocturno de nueve horas de lunes a jueves, en tanto desde las 20H00 horas del viernes hasta las 05H00 de lunes regirá una prohibición total de la circulación de vehículos y personas. La venta de alcohol está prohibida durante el toque de queda.
Solamente podrán transitar trabajadores de los sectores estratégicos y exportador, salud, venta de alimentos y medicinas, servicios básicos, medios de comunicación y servicio diplomático.
Además, se impone de manera obligatoria el teletrabajo tanto en el sector público como el privado y las clases presenciales continúan suspendidas en todo el país.
Con información NTN24